Vacuna

El viernes por la noche en el noticiario de Televisa se ofreció la información de que China había descubierto la vacuna contra el virus.

La información televisiva, por su mismo formato, fue escueta.

Leo La Jornada el sábado y me incrementa la información de esa vacuna y hasta me ofrece la fuente de una revista especializada.

No era ni es extraño. Que haya iniciado en ese lugar (China) y que relativamente en poco tiempo tuviera la cura.

Sin embargo, y a partir de una posición política es sospechoso. Se infiere que ahí surge, logran controlarlo y poseen solución. Círculo perfecto.

Es decir, sigo en la deducción, utilizaron el virus para presionar a otras naciones o al mundo y/o controlar “todo”.

La televisión no ofreció mayor información y La Jornada tijereteó el boletín original. Comparen el South China Morning Post y lo que nos ofrece La Jornada.

Primera conclusión. La vacuna China es otra prueba porque todavía presenta daños colaterales. No es totalmente segura.

Israel dijo que ya la tenía, no es cierto. Alemania indica que “anda” cerca. Alrededor de 20 países están trabajando sobre la dichosa vacuna.

México en sus laboratorios de la UNAM y del Politécnico.

Quien descubra la cura se llevará el reconocimiento de millones de personas. Así como millones de pesos.

También creo que quien la aporte al mundo podría obtener supremacía, no en imponer gobernantes, pero sí en sugerir.

Segunda conclusión. Como ciudadanos somos sujeto a la manipulación informativa. Bueno ya está la alternativa de internet. Pero de todas maneras un rotativo continúa ejerciendo su poder en sus lectores tradicionales.

Tercera conclusión. Veo acercamiento entre el poder político y otros medios de comunicación. Reconfirmo televisa y El Universal.

Es malo. No, no es perjudicial para ellos como poder. Sí, a la sociedad porque se va minando la diversidad.

También podría interesarle

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *