Encuesta, Reforma

El resultado es alentador para AMLO, 33 por ciento y sube dos puntos porcentuales, de acuerdo a la encuesta de Reforma, a mediados de Febrero. Ricardo Anaya incrementa de 19 a 25 puntos, muchos puntos, porque son 6. Alegría. José Antonio Meade descendió 3 puntos de 17 bajó a 14. Preocupante.

Tengo la sospecha de que se está creando el ambiente para darle credibilidad a los resultados de trabajos de opinión pública.

Recuerdo que el candidato que ha ocupado el primer lugar en los últimos dos meses y medio declaraba (a principios de diciembre) que él no creía y que no iba a dejar que sus simpatizantes se dejaran engañar por las muestras de estudios de opinión. Las descalificaba, supongo, porque lo iban a ubicar en segundo o tercer lugar.

¡Sorpresa! Ha estado en los primeros lugares y en esos estudios de opinión y eso, en la actualidad, les otorga credibilidad.

De la negación, los resultados de las encuestas, pasaron al reconocimiento. El  mismo candidato a mediados de Enero, en declaraciones a la prensa, sostuvo, palabras más palabras menos: “la última que pude observar indicaba que tenemos 15 puntos porcentuales por encima del segundo lugar”.

Eran creíbles los resultados. Reflejan la percepción social, esto no lo dijo el pre o candidato, sino sus simpatizantes y apoyadores. Festinan el triunfo y suponen que ya es tendencia.

Ojalá y así continúe el pronóstico porque si llegaran a cambiar las cosas, supondría que habría hasta suicidios. Por supuesto escribo literariamente.

Supongamos, por ejemplo, que quien ocupa el segundo lugar remonte al primero; entonces vendría la descalificación de los aludidos en quien ocupa el primer sitio.

Hasta ahora los resultados de las encuestas gozan de credibilidad porque el tercer lugar desciende. Y, si comenzara a moverse en sentido contrario, serán capaces, quienes se sienten ganadores, de aceptar esa movilidad. No lo creo.

La seguridad en la anterior negación obedece a que están confeccionados a semejanza de su líder.

También podría interesarle

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *